Actualidad,Non classé

El autobús, una oferta a nivel transfronterizo

10 may , 2016  

El objetivo de la Eurorregión es mejorar la movilidad transfronteriza de los ciudadanos, lo cual significa ofrecer la mayor información posible a los viajeros, mejorar los enlaces entre las ofertas ferroviarias, poner en práctica los estudios relativos a la Y vasca y, desde 2014, desarrollar el transporte en autobús. Hasta la supresión de la ruptura de carga ferroviaria, el autobús representa una alternativa eficaz, económica y valorada por los usuarios

Diferentes maneras de utilizar el autobús

Al sur de la frontera, el autobús es una opción muy utilizada, aún con una red ferroviaria de gran oferta y eficaz. Cada medio de transporte tiene un peso diferente según el territorio, los orígenes y destinos y el público usuario. En Gipuzkoa, la red pública de autobuses interurbanos, Lurraldebus, es una opción eficiente, que aumenta de usuarios año tras año. Esta red se complementa con ofertas privadas, las cuales se ocupan esencialmente de los trayectos de media y larga distancia. En la zona norte, la utilización del autobús es mucho menor, por razones culturales. Pero, a raíz de la ley Macron, promulgada en agosto de 2005, esta situación está cambiando progresivamente. La apertura de mercado que ha traído esta ley ha desencadenado una oleada de ofertas. Aunque la demanda no ha seguido el mismo camino, parece que este medio de transporte va asentándose poco a poco en el territorio. En la región de Aquitania podemos encontrar diferentes compañías, como Ouibus, Isilines, Starshipper, Megabus y Flixbus. Por el momento, sólo una compañía cruza la frontera.

Descubre nuestro comparador de billetes de autobús aquí

El espacio transfronterizo, un mundo aparte

Al otro lado de la frontera, las compañías no han necesitado esperar a la ley Macron, puesto que el transporte “internacional” por autobús ya estaba autorizado (según varios criterios y demandas predefinidos). En este sentido, hay dos compañías mayoritarias, sobre todo en los trayectos entre Bayona/Biarritz y San Sebastián. Una de ellas es Pesa, compañía histórica dentro de Gipuzkoa, que se ocupa de explotar varias líneas de Lurraldebus, así como del transporte entre el aeropuerto de Bilbao y San Sebastián. La segunda compañía es Conda, que es originaria de Navarra y que fue comprada por Alsa (compañía nacional), la cual, a su vez, pertenece al grupo National Express. Conda, además de estar muy presente en Navarra, llega a varia localidades del norte, como San Juan Pie de Puerto. Por otro lado, la llegada de nuevas compañías ha supuesto una nueva competencia para las históricas. Un ejemplo de ello es Starshipper, que trabaja con compañías de autobuses locales para explotar las líneas que unen Burdeos y Toulouse con San Sebastián.

Conoce todas las ofertas aquí

Las conexiones, un quebradero de cabeza

Estas ofertas transfronterizas permiten llegar desde el aeropuerto de Biarritz al centro de San Sebastián en 45 minutos, con lo que las conexiones son más que eficaces. El precio de los billetes varía entre 5 y 8 euros (según los períodos y las compañías). Por otra parte, aunque contribuyen a eliminar el efecto de frontera, existe una disimetría, como ya hemos descrito anteriormente en nuestro artículo, y se nota sobre todo en el ámbito de las paradas. Mientras que en el sur la mayoría de las localidades importantes disponen de estación de autobuses (de mayor o menor envergadura), en el norte este tipo de infraestructuras no son frecuentes. Hasta ahora, los servicios de autobuses han sido gestionados de manera individual, sin ningún tipo visión global. Gracias a la cooperación transfronteriza, tenemos la suerte de poder observar y analizar cómo funcionan al sur de la frontera, y, así, entender mejor la problemática en el norte. Es una de las misiones que nos hemos fijado para los próximos 18 meses.

Ver la lista de paradas de cada compañía

Dos ejemplos a seguir

Con el fin de fundamentar nuestra reflexión, recientemente hemos visitado las estaciones de autobuses de dos capitales vascas: San Sebastián y Pamplona. La primera se ha construido recientemente y acaba de ser inaugurada en febrero de 2016, mientras que la segunda lleva funcionando desde hace tiempo en la capital navarra (recibió el premio a la mejor estación de autobuses de España en 2011). En ambos casos, aunque las estaciones sean diferentes, la lógica aplicada es similar y digna de tener en cuenta. Las estaciones están soterradas, son cómodas y prácticas, y han sido diseñadas para facilitar el acceso a los autobuses. La única pega que se podría poner a ambas estaciones es que los viajeros no cuentan con información intermodal. Sin embargo, una imagen vale más que mil palabras, y por ello, aquí os dejamos algunas.


Estación de autobuses de Pamplona, Navarra


Estación de autobuses de San Sebastián, Gipuzkoa


...